web analytics
Lunes 18 de Junio de 2018

Mucho pleito y pocas nueces

0

Por Patricia Betaza

Si queríamos escuchar propuestas de los hombres que aspiran a gobernar el país, nos quedamos con las ganas. Las razones: Este segundo debate que contó por primera vez con público en el estudio se centró básicamente en los ataques personales entre Andrés Manuel López Obrador y Ricardo Anaya.

El segundo de los tres debate se realizó en  Tijuana y tuvo como temas centrales los derechos de los migrantes, comercio, inversión y seguridad fronteriza. 

Los más estructurados: José Antonio Meade y Ricardo Anaya. 

El más agresivo: Andrés Manuel López Obrador quien además lució cansado.

El ocurrente: Jaime Rodríguez Calderón, otra vez “moche de manos” para los delincuentes y ahora hasta expropiar Banamex a Estados Unidos si es que no hay reciprocidad en el TLC.

Los cuatro coincidieron en que México debía de tener una actitud más determinante contra el presidente Donald Trump. Hablaron de apoyar a los migrantes y de combatir la inseguridad.

El primero que se subió al ring fue López Obrador cuando dijo que se iba a cuidar la cartera cada vez que pasaba junto a Anaya, también lo llamó Ricky, Riquín, Canallín.

Anaya se vio ágil y mostró aplomo al responder a las provocaciones de AMLO con un “Sereno… sereno”…

Cuando el candidato de Morena le mostró el último número de la revista Proceso que en su portada trae como título Los turbios ingresos de los Anaya,  el candidato frentista le mostró otros dos portadas de la misma revista, una con la fotagrafía de Meade y Rosario Robles titulada Pacto de impunidad y la otra con la fotografía de AMLO y el título Los ricos de López Obrador… Y dijo: “Y es la misma revista”. Apagó el “fuego” .

Casi dos horas de debate tuvo el momento de  distensión, cuando El Bronco pidió  López Obrador  abrazar a  Meade.

¿Se acuerda usted de alguna propuesta concreta? Yo tampoco. Tal vez la confrontación abierta AMLO-ANAYA acaparó los reflectores.

El formato fue mucho más ágil con la participación del público. Menos protagonismo y mejor planteamiento de preguntas por parte de los moderadores hubiera dado quizá la oportunidad para centrar mejor las propuestas.

Compartir.

Deja un comentario