web analytics
Miércoles 12 de Diciembre de 2018

Gasto en pensiones beneficia a personas de mayores ingresos, Consar

0

México.- El gasto destinado a las pensiones, que crece rápidamente y lo seguirá haciendo en las próximas tres décadas, “es claramente regresivo” porque se destina principalmente a las personas de mayores ingresos, advirtió la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar).

Dicha condición se debe a diversos factores, como que el sistema de pensiones –tanto el anterior como el actual- cubre únicamente al segmento de trabajadores formales, quienes por lo general suelen ocupar una posición más alta en la escala de ingresos del país respecto de quienes laboran fuera de la formalidad.

Además, los trabajadores de la denominada “Generación de Transición”, aquellos trabajadores que cotizaron antes del 1 de julio de 1997, obtuvieron condiciones muy favorables respecto del financiamiento de su pensión, siendo la mayor parte de esta subsidiada por impuestos generales.

La Consar agregó que el esquema pensionario de la “Generación de Transición” del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) es incluso más regresivo que el del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), dado que la plantilla laboral de los afiliados al ISSSTE tienen un salario, en promedio, mayor y por tanto se ubican en deciles superiores a los del IMSS.

Sin embargo, dado que el tope de pensiones en el IMSS es superior al del ISSSTE (25 contra 10 Unidades de medida y actualización, UMAs) al interior de la “Generación de Transición” IMSS, hay un segmento pequeño de trabajadores que reciben pensiones topadas que son incluso más regresivas que las del ISSSTE.

“El creciente gasto en pensiones de la Generación de Transición y regresividad del mismo son temas que deberán ser considerados en la evaluación futura de la situación de las pensiones en el país”, afirmó.

El organismo detalló que el gasto público en pensiones que anualmente se incluye en el Presupuesto de Egresos de la Federación se dirige a financiar dos rubros principalmente: por un lado, los trabajadores activos, afiliados al IMSS e ISSSTE, reciben transferencias gubernamentales a su cuenta por los conceptos de Cesantía en Edad Avanzada y Vejez, Retiro y Cuota Social.

Y por otra, el gobierno federal destina recursos para cubrir las pensiones de la “Generación de Transición”, es decir, para cubrir el déficit de las pensiones que se pagan bajo las reglas de los anteriores sistemas de beneficio definido tanto del IMSS como del ISSSTE.

De acuerdo con estimaciones de la Consar, una pensión topada del régimen antiguo de beneficio definido recibe un subsidio equivalente entre ocho y nueve pesos de cada 10 que recibe de pensión el trabajador (una pensión mensual de 40 mil pesos, recibiría entre 32 mil y 36 mil pesos de subsidio, mientras que solo entre cuatro y ocho mil pesos provendrían de las aportaciones tripartitas).

Adicional a estos dos rubros, el Presupuesto de Egresos de la Federación incluye el rubro del programa de apoyo a adultos mayores (el Programa 65+), aunque no se trata propiamente de un esquema pensionario.

NTX

Compartir.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.