web analytics

El mea culpa del gober piadoso

0
19

Foto: Notimex
Francisco Garfias
El mismo día que declaró su “asquito” por los matrimonios homosexuales, y después de haber leído la tremenda revolcada que le pusieron en las redes sociales por tan homofóbicas palabras, Emilio González Márquez, conocido como el gober piadoso por sus contribuciones a la Iglesia, reunió de urgencia a su equipo de colaboradores.

El Jalisciense les preguntó no sólo sobre la conveniencia de entregar a los medios de comunicación el video que contenía su declaración –solo ellos la tenían– sino que espontáneamente hizo un reconocimiento que no ha sido capaz de repetir en público. “La regué pues…, no es culpa de ustedes”, les dijo arrepentido.

La descripción de la escena la escuchamos ayer en labios de Antonio Muñoz, coordinador general del gabinete de González Márquez quien, además, hizo un sorprendente vaticinio: El gobernador va a tener que disculparse con la ofendida comunidad gay. “Está obligado, ya hay más de 130 quejas en la CNDH”, puntualizó.

El tropezón se produjo en los momentos en que el mandatario evalúa la posibilidad de buscar la presidencia nacional del PAN. No sólo se ha entrevistado con integrantes del Consejo Nacional de ese partido, que en diciembre próximo van a elegir al sucesor de César Nava, sino que un sector del azul, que incluye dirigentes estatales, le pidió que se postulara, según el propio Muñoz. “El gobernador está en el cabildeo y si ve posibilidades, le va a entrar…”, aseguró.
* * *
Otro que está en el proceso de “evaluación” para decidir si se postula para encabezar el PAN es Roberto Gil Zuarth. Amigo y partner de germancito.com (así, con minúsculas) el diputado federal nos asegura que ya tiene “algunas adhesiones” a su posible candidatura.

Más cauto y desconfiado que cuando se fue de San Lázaro a Bucareli, Gil Zuarth reveló, en forma por demás coloquial, lo que para él significó irse a la Segob a ocupar el cargo de subsecretario de Gobiernon en las épocas de Gómez Mont: “Un fly de sacrificio…”

Gil y González Márquez se agregan a los cuatro militantes que han manifestado aspiraciones de presidir el PAN: Cecilia Romero, Judith Díaz, Gustavo Madero y Francisco Ramírez Acuña.

* * *

Se esperaba un “choque de trenes”. La irritante soberbia de Javier Corral versus la desesperante terquedad de Juan Molinar Horcasitas. La mezcla era explosiva, peligrosa para la armonía azul. Una “agrura” para Josefina Vázquez Mota, diría un diputado de este grupo.

El reto para debatir la licitación 21, lanzado por el diputado federal al titular de la SCT, levantaba enormes expectativas, dentro y fuera de San Lázaro. Corral juraba que probaría “la parcialidad” de Molinar en el otorgamiento del espacio radio eléctrico al tándem Televisa-Nextel. El secretario de Comunicaciones llego al Palacio Legislativo con el propósito de desbaratar la idea de que fue una “ganga” el pago de 180 millones de pesos como “guante” (anticipo) por la jugosa concesión.

Pero no hubo tal choque. El debate fue ordenado, civilizado. Cada quien con sus cifras, cada quien con sus filias y fobias. “No se convencieron entre ellos, pero los diputados ya tienen mas información”, nos dijo, a manera de consuelo, una fuente del grupo parlamentario de Acción Nacional.
* * *
Los tiempos se agotan –el miércoles vence el plazo– y el presidente de la Comisión de Hacienda de la Cámara Baja, Mario Becerra Pocoroba, PAN, nomás no convoca a sesión para dictaminar la Ley de Ingresos para el 2011. Las diferencias en la bancada del PRI alrededor de la propuesta de regresar el IVA al 15 por ciento (los gobernadores se oponen a que baje) impiden el avance de las negociaciones.

Los diputados del tricolor, que integran el grupo económico, favorecen la permanencia del IVA en 16 por ciento. Dicen que no hay condiciones para aligerar la carga fiscal a los contribuyentes; que la destrucción de la infraestructura en 1as 10 entidades azotadas por huracanes e inundaciones en este mojado 2010, será muy costosa.

Los priistas exploran con los funcionarios de la SHCP otras formas de alegarse los 35 mil millones de pesos que requiere el famoso Fondo de Reconstrucción Nacional. Bajar un punto al IVA cuesta 32 mil millones de pesos. El perredista Armando Ríos Piter propone recuperar estos recursos a través de la Ley sobre la Contribución para salvar el Bono Demográfico (así se llama, lo juro) que grava las transacciones financieras con una tasa del 0.12 por ciento. No lo vimos muy entusiasmado.