Las verdaderas piernas de ‘Pretty Woman’

0
259

Julia Roberts en Pretty Woman


México 27 de marzo, elarsenal.net.-El glamour de Hollywood y sus bellezas quedó en evidencia. Lejos de la alfombra roja, en donde pueden pasearse con atuendos que beneficien sus siluetas, las famosas se muestran en las películas con cuerpos y movimientos que deslumbran a su audiencia pero, claro, no todas se animan al desnudo.
Para resolver el problema del pudor o evitar romper el mito de los cuerpos perfectos, algunas actrices le dicen “sí” al desnudo pero, claro, al desnudo ajeno. Aquí, la aparición de “dobles de cuerpo”, se vuelve uno de los requerimientos más comunes a la hora de cerrar cualquier contrato.
Una de las que quedó en evidencia fue Julia Roberts. Lejos de las despampanantes piernas que sedujeron a Richard Gere en Pretty Woman, la pelirroja tuvo que obedecer las órdenes de su director, quien contrató a Shelley Michelle para sustituir las delgadísimas extremidades de Roberts. Michelle también le dio una ayudita a actrices como Kim Basinger, Bárbara Streisand y Sandra Bullock.
Michelle también le prestó su cuerpo a Madonna. La reina del pop, conocida por su obsesión por la estética y los cuerpos trabajados, no se animó al desnudo en la mayoría de sus películas y solicitó el trabajo tercerizado de la codiciada Michelle.
Melanie Griffith, en tanto, tampoco se animó al desnudo en la película Doble de Cuerpo. Allí, la actriz porno Annette Haven se puso al hombro las tomas más sensuales y no reclamó los créditos de belleza. En tanto, las escenas en las que se puede ver desnuda a Angie Dickinson en la película Vestida para matar, en realidad reflejan el cuerpo de la modelo Victoria Lynn Johnson.
Lejos de lo que muchos creen, Angelina Jolie también necesitó un poco de ayudita en la película Beowul. Allí, la actual pareja de Brad Pitt contrató los servicios de Neriah Nelson, también conocida por haber sustituido a Patricia Arquette en Human Nature.