web analytics

Llegó el 15 y no están solos

1
66

Foto: EspecialCarlos Blanco

El SNTE es una organización extendida en todo el territorio nacional y en consecuencia clave para el crecimiento de los grupos políticos de diversa ideología política tanto en el terreno social como en el político electoral, de ahí que impulsen estrategias para activar al magisterio en contra de la reforma educativa, afectar el desarrollo del Pacto por México e impactar el ejercicio gubernamental del presidente Peña Nieto.

 

Por la forma en que ha evolucionado el conflicto se aprecia que uno de sus principales detonadores se ubica entre los propios dirigentes seccionales. Para que los profesores salgan a las calles se requiere de activistas a sueldo; pero sobre todo del apoyo de inspectores, jefes de zona y sector de la estructura educativa, y que por lo general responden a los intereses del SNTE.

 

Pero si bien la mayor parte de la inconformidad está siendo activada desde adentro del sindicato, en las últimas semanas se percibe la participación de otros actores, que tratan de valerse de la coyuntura para permear al magisterio y avanzar con sus fichas dentro de la estructura del sindicato. Es el caso de actores asociados a Morena.

 

La semana pasada, tres diputados federales del PRD vinculados a Morena: Socorro Ceseñas, ex dirigente magisterial de la sección 50 en Nuevo León; José Luis Muñoz Soria, ex delegado en Cuauhtémoc, bejaranista; y Víctor Raymundo Nájera Medina, secretario de la Comisión de Educación de la Cámara de Diputados, junto con líderes de la sección 18 de Michoacán, ofrecieron una conferencia de prensa en la que le demandaron a Jesús Zambrano que se retire del Pacto por México y refrendaron su apoyo al movimiento magisterial.

 

Tampoco habría que descartar que busquen influir dentro del movimiento magisterial, Marcelo Ebrard y el jefe de Gobierno, Miguel Mancera. Del primero hay que tener presente que jugó un papel clave en el movimiento magisterial de 1989 que culminó con el arribo de Elba Esther Gordillo a la dirigencia del CEN del SNTE. Sabe lo importante que es el sindicato para permear a la sociedad y para avanzar en el terreno político-electoral.

 

En los corrillos políticos se maneja que la estrategia que aplica Ebrard para provocar escenarios de violencia y de aparente inconformidad social quedó patente en los enfrentamientos del primero de diciembre y en la liberación posterior de los vándalos; en la irrupción del subcomandante Marcos para criticar al nuevo gobierno federal. Y en la reciente activación de la sección 9 en el Distrito Federal.

 

Dentro de este contexto llama la deferencia con que trata Miguel Mancera tanto a la disidencia como a la profesora Elba Esther Gordillo. A la CNTE le permitió quedarse en el zócalo durante el concierto que ofreció Miguel Bosé. Más allá de que Mancera maneje que es respetuoso de los derechos constitucionales de los maestros, en el fondo lo que le interesa es brindar a la disidencia las facilidades que requieren para prolongar su estancia en la capital del país.