web analytics

Responsabiliza presidente del Barcelona a su antecesor en caso Neymar

0
30

Madrid, Notimex. El presidente del Futbol Club Barcelona, Josep María Bartomeu, responsabilizó hoy al ex presidente de esa entidad, Sandro Rosell, de dirigir la operación de fichaje del brasileño Neymar Junior da Silva.

Al comparecer este viernes como imputado por presunto delito fiscal en la Audiencia Nacional ante el juez Pablo Ruz, Bartomeu expuso que al llegar el año pasado a la presidencia del Barcelona instruyó a los encargados de la fiscalidad del club solucionar los problemas que había en ese momento.

Aseguró que no intervino en la operación de compra, tanto en el acuerdo como en el diseño de los siete contratos que se firmaron en diferentes conceptos.

Bartomeu y el club fueron imputados el pasado 3 de febrero por presunto fraude fiscal de 2.8 millones de euros (unos 3.1 millones de dólares) derivados de la operación de fichaje de Neymar.

En este caso también está imputado Rosell, quien era presidente del club al momento de fichar al brasileño, mientras que Bartomeu era vicepresidente de la entidad.

La Fiscalía denunció que bajo la gestión de Bartomeu se hizo una operación irregular derivada del fichaje de Neymar, al no tributarse uno de los pagos al padre del futbolista, que corresponde al ejercicio fiscal 2014.

En diciembre de 2013, el socio del FC Barcelona, Jordi Cases, presentó la denuncia de presunta irregularidad en el fichaje de Neymar, y el 10 de enero de 2014 el fiscal José Perals pidió a Ruz aceptar la querella.

En aquel momento la Fiscalía consideró que los contratos firmados por Rosell por la compra de Neymar “alteran la finalidad del concepto de pagos”.

Asimismo, se presume que los contratos firmados no corresponden con los pagos realizados, y se cuestiona la existencia de al menos dos contratos, uno en 2011 y otro en 2013, por diferentes conceptos en los que se paga a Neymar su pase al club blaugrana.

El juez Ruz valoró que una vez revisada la documentación “se desprenden suficientes elementos” para investigar ante la posible “simulación contractual presuntamente llevada a cabo por los firmantes”.