web analytics

¿Y Supermanlio Apá?

En ningún país del mundo el partido de un presidente que tiene el 30 por ciento de aceptación de la ciudadanía a su gestión, arrasa en las elecciones locales, como les hizo creer Manlio Fabio Beltrones a los priístas antes de los comicios de este domingo.

Cuando al fin el presidente Enrique Peña Nieto dio su visto bueno para que el sonorense llegara a la dirigencia nacional del PRI, no pocos priístas pensaron que había llegado Supermanlio, el invencible; se equivocaron después de la estrepitosa derrota que le propinaron este 5 de julio, el hombre sólo debe esperar una patada en el trasero e irse a su casa a jugar con sus nietos.

Muchos pensaron que con sus mañanas, el político que pasó más de 15 años en las cámaras de senadores y diputados ganaría fácilmente la elección previa a la del 2018. Que equivocados estaban, subestimaron a la ciudadanía que pensaban nunca se iba a sacudir de las viejas prácticas del priísmo para ganar elecciones.

El domingo esa viejas prácticas, como el manejo de encuestas truqueadas, la compra de votos, la presión a los trabajadores de los estados para que votaran por el partido en el poder, quedaron sepultadas por un votante cada vez más consciente e informado.

Todavía poco después de que cerraron las casillas el dirigente priísta quiso sorprender anunciando que habían ganado 10 de las gubernaturas en disputa, también su oficina de comunicación social emitió un boletín en el que afirmaba que: “México decidió por el PRI”, unas horas después la realidad los desmentía.

No puede ganar elecciones un partido con un presidente envuelto en escándalos de corrupción y hacia el cual existe “un mal humor” por su incapacidad para llevar los destinos del país que se traduce en nulos resultados de un gobierno que para muchos terminó.

El PRI recibió una tunda muy merecida. Si Manlio tiene vergüenza debe renunciar de inmediato o esperar que le den una patada en el trasero, el sepulturero está sepultado como le dijo Agustín Basave en el debate que sostuvieron los dirigentes partidistas con Joaquín López Doriga.

++++

Y en la Ciudad de México, Marianita Moguel, la hija de “Chayo” Robles a quien sin ningún mérito partidista la hicieron dirigente del PRI capitalino entregó pésimos resultados en la elección del Constituyente, como era de esperarse. En donde están temblando es en Oaxaca porque como resultado por esos vicios que maneja muy bien su padre Nelson Murat, Alejandro Murat se hizo de la gubernatura en la que seguramente seguirá el ejemplo de su progenitor, el saqueo de las arcas públicas, pobres oaxaqueños, saldrán de una, la pésima administración de Gabino Cué, para entrar en otra la de los ratas Murat… ¿Usted le cree a las casas encuestadoras? Pregunté aquí en este espacio y a la vez respondí yo no. Y es que las empresas que se dedican a las mediciones están manejadas por una serie de vividores que en los últimos años se han dedicado a hacer trajes a la medida de quienes lo soliciten, pero la ciudadanía ya no se va con la finta. Mitofsky, Parametría, Buendía y Laredo, Moreno, son algunas de esas empresa que hicieron el ridículo en las pasadas elecciones… ¿A cuántos gobernadores que dejarán el cargo este año ve usted tras las rejas? ¿Verdad que se la tienen ganada?…Cayó el cerdo conocido como #LordRollsRoyce y dice que es inocente.     

circuitocerrado@hotmail.com