¡Naucalpan y el cobro de piso!

Mal inicia el año para muchos comerciantes del municipio de Naucalpan que ya no saben a quién tenerle miedo, si a los delincuentes o los policías, que en algunos casos es lo mismo.

Resulta que en este municipio que gobierna el flamante presidente municipal, Édgar Olvera, sus mandos policiacos al estilo de la delincuencia organizada, cobra derecho de piso a comerciantes establecidos.

Las cuotas pueden variar de acuerdo al giro, algunas van desde los 200 pesos diarios hasta los mil pesos semanales en diversas colonias del municipio de Naucalpan, considerado uno de los más inseguros.

De acuerdo con testimonios de elementos en activo de la corporación y la lista de las cuotas, los comandantes José de Dios Valenzo, con indicativo “Alfa 13” y el comandante Gabriel López Flores con “Alfa 32”, son quienes reciben de 13 a 20 mil pesos semanales por sus sectores. 

Los cobros los realizan los propios elementos adscritos a estos sectores bajo el argumento de “protección para evitar un asalto” por las zonas “inseguras” en la que están establecidos.

La lista de cobros de derecho de piso se maneja de la siguiente manera: Panaderías su cuota es de 200 pesos diarios, fábricas de sillas 1000 pesos semana, dulcería 1000 por semana, expendio de huevo 1000 pesos por semana, pollería 1000 pesos por semana, misceláneas 200 pesos diarios, comercio de fierro viejo 200 pesos diarios, refaccionarias 800 pesos por semana y videojuegos  500 pesos por semana.

Estos comercios se ubican en las zonas “13” y “32” que abarcan las colonias Loma Linda, Ampliación Loma Linda, Lomas de San Agustín, San Lorenzo, Loma Colorada primera sección, Loma Colorada segunda sección, La Universal, San Lorenzo Pueblo, La Raquelito, La Cañada, Santa Lilia y Canteras.

Los cuadrantes son encabezados por los comandantes José de Dios Valenzo, con indicativo “Alfa 13” y el comandante Gabriel López Flores con indicativo “Alfa 32”.

Estos mandos y otros más han sido denunciados públicamente por la extorsión que realiza a los elementos, a quienes también les exige una cuota que oscila de los 500 a 3 mil pesos semanales. Si un elemento quiere faltar en día festivo la cuota es de mil 500 pesos, en un día convencional se reduce a 500 pesos.

Con estos datos, cabe una pregunta ¿y las autoridades encargadas de estos mandos?

Mínimo estas personas ya deberían haber sido destituidas y procesadas por los delitos de extorsión y hostigamiento sexual en contra de las elementos femeninos, quienes también han denunciado en retirarlas ocasiones tocamientos, pero de ese tema escribiremos mañana martes.