web analytics

AMLO “muy contento”, el mando civil va, la sociedad aplaude

0
80

Francisco Garfias.

Se quedaron con las ganas los agoreros de la división. Hablaban de fracturas en las bancadas por la aprobación de la Guardia Nacional con mando civil real. Salió votada por unanimidad de 127 votos en el Senado.

Pronosticaban que Mario Delgado podría devolverle el mando militar a la Guardia que se le quitó en la Cámara Alta. Decían, incluso, que AMLO estaba furioso porque no era la minuta que él quería. Fake news, diría el clásico Donald Trump.

El coordinador de la bancada de Morena en la Cámara de Diputados quedó muy mal parado con sus declaraciones de que, en San Lázaro, se podría modificar la minuta aprobada por unanimidad en el Senado.

El propio Presidente de la República reconoció que está “muy contento” con el acuerdo unánime alcanzado alrededor del delicado tema.

Sabe que fue exorcizado el fantasma de la militarización.

“Estamos muy satisfechos con la aprobación de la reforma constitucional de la Guardia Nacional”, dijo.

Y más: “Quiero hacer un reconocimiento a los senadores de todos los partidos, a los independientes, porque fue un apoyo unánime. Algo pocas veces visto, sobre todo en esta nueva etapa de cambios”.

¿Se atreverá Delgado a hacerle cambios después de las declaraciones de su jefe real? Apuesto 10 a uno a que no.

Para AMLO, así lo dijo, lo más relevante es que se aprueba la permanencia de las Fuerzas Armadas en labores de seguridad pública durante cinco años.

Es el tiempo que, se calcula, tardará la Guardia Nacional en consolidarse.

Además de a los senadores, hubo reconocimiento del Presidente a los gobernadores “que ayudaron mucho”; a Olga Sánchez, a Zoe Robledo, a Julio Scherer –todos por su nombre–; a los secretarios de Defensa y de Marina, y, en especial, a Ricardo Monreal.

Se le olvidó, quizá, mencionar a Jorge Alcocer, coordinador de asesores de la Secretaria de Gobernación. Estuvo al pie del cañón. Día y noche metido en el Senado.

Su aportación, según los legisladores que participaron en la mesa de negociaciones, fue valiosa.

* * *

Un tema que ha causado confusión es de que la Guardia puede ser comandada por un militar en activo, si AMLO así lo dispone.

Aquí hemos escrito que soldados y marinos que se incorporen a la Guardia Nacional tendrán que solicitar licencia del Ejército o de la Marina, pero podrán volver a las Fuerzas Armadas, si así lo desean. “Son prestados”, ilustró la senadora Vanessa Rubio.

Es el caso del comandante de la GN, si el presidente decide que sea un militar.

* * *

El tema trascendió fronteras. Los expertos de Eurasia, consultora especializada en riesgos políticos, con presencia en 4 continentes, escribieron, en su reporte sobre México, que Morena se ganó el apoyo de la oposición, al incluir sus demandas en la versión aprobada: mando civil, temporalidad…

“Ahora se moverá a la Cámara Baja donde es probable que se apruebe rápidamente. Después de eso, el proyecto de ley debe ser aprobado por mayoría simple en al menos la mitad más una (17 de 32) legislaturas estatales. Morena tiene 19.

Eurasia aclara, sin embargo, que las condiciones de seguridad en México siguen siendo difíciles. “Sin reformas más profundas en los organismos de seguridad locales y estatales, será difícil lograr un cambio significativo en las condiciones de deterioro”, puntualiza.

* * *

López Obrador empieza a comerse una sopa de su propio chocolate. Maestras de estancias infantiles, madres trabajadoras y una que otra abuelita le hicieron ayer una manifestación a las puertas de Palacio Nacional. Se les veía bravas, decididas…

Al grito de batalla modificado, que el Presidente utilizó en el conflicto poselectoral del 2006, las mujeres gritaban “¡Niño por Niño! ¡Estancia por Estancia!” o “¡Dónde está, dónde está, el Presidente que nos iba a apoyar!”.

Ya se involucró en el tema la CNDH de Luis Raúl González Pérez, hoy convertida en contrapeso de las controvertidas decisiones del tabasqueño.

Hizo un exhorto a las secretarias de Hacienda y Crédito Público, así como a la de Bienestar, a reconsiderar la decisión de reducir a la mitad los recursos para el programa de estancias en aras del interés superior de la niñez.

“Alegar presuntos actos de corrupción e irregularidades o problemas administrativos no exime a las autoridades de cumplir con sus obligaciones, ni justifica que se deje de lado el respeto de los derechos humanos”, dice la Comisión en un comunicado. Y más: “Si se cometió un acto ilícito debe investigarse y sancionarse a los responsables”.

Como conclusión advierte que, ante la falta de opciones, de cuidados, viables y accesibles para sus hijos, se pondría a las mujeres trabajadoras en la disyuntiva de renunciar a un empleo para asumir directamente su cuidado, en detrimento de sus derechos a la igualad, acceso el empleo y la independencia económica.

Pero Andrés es de ideas solidas. Se ve difícil que acate el exhorto. Ya repitió hasta el cansancio que el dinero que le queda al programa de estancias será depositado a los padres para que ellos decidan donde llevan a los niños.

La bronca es que no hay un método para fiscalizar si efectivamente esos recursos se emplearon en el cuidado de sus hijos.

* * *

El Congreso de Veracruz no pudo fincar juicio político al fiscal Jorge Winckler. El tema se votó dos veces. No transitó. Nos dicen que Lorena Piñón, una diputada veracruzana que se apunto para la dirigencia nacional del tricolor, tuvo mucho que ver en este resultado. Cabildeó intensamente. No la pierda de vista.

FIN.