web analytics

Fernando A. Mora Guillén*.

* Medios públicos en situación crítica.

* En riesgo tratamientos contra cáncer y VIH sin Seguro Popular.

* La compleja operación de dos aeropuertos en el Valle de México.

Este inicio de semana se encienden focos rojos en los medios públicos: Aleida Callejo, Directora del Instituto Mexicano de la Radio, ha sido la primera en alzar la voz; sin embargo, es sabido que en general todos los medios públicos fueron sujeto de recortes en el Presupuesto de Egresos 2019.

No se trata del primer recorte, los presupuestos del IMER, Canal 22, Televisión Educativa, el Sistema Público de Radiodifusión, Radio Educación y Canal Once, han sido muy irregulares en los últimos años. Los medios públicos contratan a través de la figura de freelance, a miles de empleados que están acostumbrados a cobrar dos veces al año mediante contratación de honorarios, sin prestaciones y sin reconocimiento de antigüedad, lo que en algunos procedimientos laborales han logrado revertir.

Para este 2019, y desde el inicio del “Gobierno del Cambio”, quedó prohibido el contratar personal por honorarios, lo que deja fuera a la mayoría de los trabajadores de los medios públicos, y los pone en posición de crisis con miras a cerrar sus instalaciones y dejar de operar.

La situación es realmente preocupante ante la iniciativa presentada por el Presidente de la República, para conformar un sistema de comunicación que dependa más del Gobierno que del Estado Mexicano.

La agencia de Noticias del Estado Mexicano NOTIMEX se ve amenazada ante un sindicato empoderado que, en los últimos años, ha impuesto su voluntad, obligando a los directivos a conceder espacios e, incluso, a imponer en determinados puestos a sus afiliados.

Así las cosas, el panorama se observa negro para los medios públicos, que han sido despreciados y mal tratados en los últimos años.

Los medios del Estado debieran ser observados como una herramienta de vinculación, que permite establecer canales de retroalimentación entre la estructura gubernamental y la sociedad; sin embargo, han sido mal dirigidos, abocándose a concursar contra los canales de televisión privada y, malamente, queriendo competir con contenidos caros generados por un grupo limitado de productores externos. Sin duda los Medios Públicos deberán ser analizados y observados, entre los organismos en los que aún se guardan vicios y malas prácticas en la administración pública.

Tómelo con atención.- Desde finales del año pasado, en este espacio hemos dado cuenta de la parálisis en el Sistema de Salud. Los Institutos de Salud Pública han sido objeto de recortes, y la cancelación de cirugías ha sido una constante en los primeros cien días de gobierno.

Médicos y enfermeras señalan que aún no hay presupuesto ya no sólo para cirugías, sino hasta para tratamientos contra el cáncer y el VIH. Aunado a la crisis que se ha generado, en fecha próxima dejará de operar el Seguro Popular, lo que generará que miles de enfermos de cáncer y VIH queden sin tratamiento, al no estar inscritos en los sistemas de seguridad social, lo que se traducirá en una situación sin precedente en el Sistema Público de Salud.

Tómelo con interés.- Está semana organismos internacionales de aviación, entre los que se ubica la IATA, han destacado lo complejo que sería la operación de dos aeropuertos en el Valle de México. Distintas líneas aéreas han manifestado su negativa ante la posibilidad de funcionar en dos terminales aéreas y, pese a las críticas y los daños que ya presentan las terminales uno y dos del Aeropuerto Benito Juárez en la Ciudad de México, este lunes el Gobierno de la República ha ratificado que sigue adelante el proyecto de Santa Lucía.

Sin duda la cancelación del NAICM ha significado graves pérdidas económicas para nuestro país, aunado a un panorama de incertidumbre que no sólo afecta al sector aéreo sino a muchas otras aéreas productivas del país.

Si bien Texcoco no era el proyecto idóneo, el avance de las obras ya era mayor, por lo que debió revisarse la contratación de servicios para limpiar los actos de corrupción, así como evaluar los costos operativos mediante una concesión que permitiera a particulares apostar por la operación.

Finalmente, ahora será más complicado involucrar a los actores del sector, para lograr conjuntar la operación del Sistema Metropolitano, que se plantea con las ineficiencias que ya existen en el aeropuerto de Toluca.

*Twitter: @Fernando_MoraG

Facebook: Fernando Antonio Mora

*Maestro en Comunicación Institucional por la Universidad Panamericana.

*Socio Fundador del Colegio Nacional de Licenciados en Periodismo.

*Presidente de la Fundación Fernando Mora Gómez por la Libertad de Expresión.