Padres de familia podrán involucrarse más en la educación de sus hijos en los planteles

Ciudad de México.- El grupo parlamentario del PVEM en el Congreso local presentó ayer una iniciativa de reformas a la Ley de Educación; Ley Orgánica del Poder Ejecutivo y de la Administración Pública de la Ciudad de México, con el propósito de que los padres de familia participen activamente en la formación escolar de sus hijos, sin que ello interfiera con el cumplimiento de su jornada laboral.

La propuesta consiste en implementar acciones para promover la flexibilidad de la jornada de trabajo, y facilitar la participación –al menos una vez al mes-  de los padres de familia en las actividades de educación y desarrollo de sus hijos en la escuela.

Los trabajadores no estarán obligados a reponer las horas de la jornada de trabajo destinadas a este fin, siempre que acrediten su participación con las autoridades escolares”, argumentó la diputada Teresa Ramos Arreola, encargada de presentar la iniciativa.

Dijo que es necesario establecer, en la ley, las facilidades para garantizar la participación activa de los padres de familia en la formación educativa de sus hijos, y en sus labores escolares, a través de permisos que los patrones deberán otorgarles para que asistan a dichas actividades.

En México existe una gran brecha en lo que respecta a la participación de los padres de familia en el entorno escolar, pues sólo 50 por ciento se involucra en la educación de sus hijos en los planteles educativos.

En la encuesta “Movimiento por la Educación”, realizada por Parametría y el Gobierno de la Ciudad de México se muestra que 95 por ciento de los padres de familia considera que la educación de sus hijos sería mejor si se involucraran, pero sólo 20 por ciento participa en las asociaciones de padres de familia y 50 por ciento dice involucrarse de alguna manera.

A nivel internacional, la Declaración Mundial de Educación para Todos y el Foro Mundial de Educación han enfatizado la importancia de la familia como agente educativo relevante y han hecho explícita la necesidad de concretar acciones entre todos los actores (Estado, agencias, comunidades, docentes y familias, entre otros), a fin de lograr la educación para todos.

Con información del Congreso de la Ciudad de México