web analytics

Lo más destacado de “La mañanera”

0
165

 

Redacción / México.- En su conferencia matutina de este miércoles, el presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció desencuentros con el ahora exsecretario de Hacienda, Carlos Urzúa.

Refirió que tuvo algunas diferencias con Urzúa, particularmente en el Plan de Nacional de Desarrollo y en el manejo de la Banca de Desarrollo, lo que habría propiciado que el economista haya presentado su renuncia.

Expuso que entre Urzúa y Alfonso Romo, quien ayudaría en la coordinación para el funcionamiento de la banca, también había discrepancias, al igual que con German Martínez Cázares, extitular del IMSS, y con Margarita Ríos-Farjat, directora del SAT, quienes serían algunos de los personajes a los que se refirió el exsecretario de Hacienda en su carta de renuncia.

Tras refrendar el compromiso de su gobierno para cambiar la política económica del país,  indicó que no se detendrán los cambios, por lo que “es mejor acostumbrarnos y entender el contexto, las circunstancias, de cambios que se van a seguir dando”.

Así mismo, reveló que podría haber otras renuncias en su gabinete, ya que hay puntos de vista diferentes, discrepancias, “pero nada para rasgarse las vestiduras, los cambios son así”.

  • Respecto al caso del abogado Juan Collado, quién fue arrestado el día de ayer por acusaciones de delincuencia organizada y operaciones con recursos de procedencia ilícita, López Obrador garantizó que respetará la autonomía de la Fiscalía General de la República (FGR).

“Tengo la información que dio a conocer la Fiscalía acerca de que se trata de un juicio, una denuncia que se presentó en Querétaro desde hace dos o tres años y que estaba detenida, se reactivó y llegó a la Fiscalía y procedieron”, declaró.

Agregó que “se trata de un asunto de fraude o algún delito de este tipo y les recuerdo también que la Fiscalía es autónoma, fue un cambio que pasó de noche pero es un cambio de fondo, era una demanda” general.

El mandatario explicó que “decidimos dar autonomía apenas llegamos, autonomía a la Fiscalía”, ya que “antes el presidente daba la orden al procurador y le caían encima a alguien por decisión del presidente”.

  • Si bien hay algunos diferendos en términos comerciales entre México y Estados Unidos, la relación económica de ambas naciones es muy buena, afirmó Marcelo Ebrard, titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

Como parte de su exposición para despejar cuestionamientos la sobre posición de aranceles al acero y al tomate mexicano anunciada por la Unión Americana, el canciller aseveró que Estados Unidos es la economía más grande del mundo y México es su principal socio, “tenemos una relación de las más grandes y más intensas del mundo”.

Afirmó que no es de extrañar que haya diferendos, que “si bien son relevantes, califican a la relación como muy buena en términos comerciales”, si se comparan con los procedimientos antidumping en otras partes del mundo.

Refirió que en el caso del acero, a algunos competidores en Estados Unidos les hizo daño alguna presencia de las empresas mexicanas y promovieron un recurso de imposición de aranceles, lo que está establecido en el sistema de comercio, mientras que el del tomate sí se vio una promoción especialmente en el estado Florida.

Ebrard Casaubon indicó que en ambos caso, “vamos a utilizar todos los instrumentos que la ley nos da para defender los interese legítimos de los productores o de las empresas de México.

Sin embargo aclaró que “no esperamos en el corto plazo decisiones políticas de tipo general, que es como si México, de pronto, resolviese imponer una tarifa a todos los productos de un país respeto a nuestras importaciones… No estamos esperando que eso ocurra”, acotó.