Tras elecciones primarias, sigue en Argentina alza de dólar y precios

Buenos Aires.- Mientras la fuerte devaluación del peso, que se disparó después del triunfo arrasador del opositor Frente de Todos (FT), continuaba este martes con un dólar que cerró a más de 58, la población asiste indignada a una importante alza de precios, en todos los rubros, especialmente en los alimentos.

Además, hubo una ola de rechazos al discurso del presidente Mauricio Macri, quien atribuyó la devaluación y el desplome de la bolsa al triunfo del FT, lo que se expresó en comunicados y cartas abiertas que han sido firmadas por miles de personas en un solo día, al igual que críticas provenientes de partidarios del mandatario.

Se conoció que la empresa Smartmatic que contrató el gobierno para el escrutinio provisorio en las primarias del pasado domingo enfrentando a toda la oposición no sólo tardó horas en dar los resultados, sino que en la provincia de Buenos Aires el ex ministro de Economía y candidato a gobernador, Axel Kicillof, del FT se impuso con 52.53 puntos y no por 47.35 a la candidata oficialista y actual gobernadora María Eugenia Vidal, quien logró 34.67, con una diferencia irreversible.

Esto no era lo que había comunicado Smarmatic, por lo que habrá una nueva demanda.

Los movimientos financieros siguen causando fuertes estragos en las valuaciones de bonos, acciones y en el propio peso argentino, advierten varios medios aquí.

El mercado cambiario también atravesó una rueda con precios en alza desde el inicio de las operaciones, en una jornada en la que el Banco Central vendió 150 millones de dólares, más otros 60 millones de dólares a cuentas del Tesoro. “En el promedio de bancos del microcentro porteño el dólar terminó ofrecido a 58.33 pesos, mientras que el riesgo país de Argentina alcanzó este martes los mil 700 puntos básicos por primera vez en más de diez años, desde el 1 de mayo de 2009, cuando el mundo intentaba superar la crisis financiera por la crisis de las hipotecas sub-prime en Estados Unidos”, señala el portal Infobae.

Cada paso aviva las llamas de un incendio que comenzó poco después de terminados los festejos de los ganadores y la amarga sorpresa del gobierno, mientras que en muchos rubros está todo paralizado ya que varias empresas de consumo masivo aseguraron que enviarían a sus clientes listas de precios con incrementos promedio de hasta 15 por ciento. Y hay empresas que no abren hasta no saber exactamente cual será el precio del día siguiente.

El FT dijo que “el domingo dimos el primer gran paso para dejar atrás esta economía en la que ganan unos pocos, en lugar de todos los argentinos. El sentido de la responsabilidad que no muestra el presidente lo vamos a asumir nosotros”. Y añadió que van a dejar atrás “las peleas innecesarias y hacernos cargo de lo verdaderamente prioritario que es nuestra gente” y que “es tiempo de abrazarnos para construir el papel que queremos”.

Nadie sabe aún que medidas tomará el gobierno, después de una reunión que mantuvo el mandatario con sus allegados, donde algunos se mostraron inconformes con lo actuado por Macri. Se sabe que el ministro del Interior Rogelio Frigerio presentó su renuncia, pero no fue aceptada.

Este martes circuló una carta abierta bajo el título: “No al terrorismo financiero que Macri, respete la democracia y la decisión de las urnas”, que logró reunir más de 40 mil firmas en en las que figuran, intelectuales, académicos, organismos de derechos humanos, políticos y sociales, así como miles de artistas de cine y teatro entre ellos Taty Almeida, de Madres Fundadoras de Plaza de Mayo, el sociólogo Atilio Borón, el premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel, el escritor Mempo Giardinelli, la directora de cine Luisa Puenzo, la reconocida actriz Ana María Piccio y la larga lista es interminable.

Se critica a Macri por a acusar a los votantes y a la oposición “de lo que en realidad sus políticas vienen haciendo”, y especialmente consideran que en la frase “lo de hoy muestra lo que puede pasar” en referencia a la posibilidad del triunfo del FT en octubre, “se lee como una extorsión, como si el alza del dólar nos esté forzando a optar entre Macri y el caos económico”.

Al considerarlo un chantaje exigen que el gobierno “actúe responsablemente ante la crisis a las que nos condujo y no busque escarmentar con el pánico financiero a los votantes”.

La Jornada