web analytics

¡Sheinbaum de rodillas ante transportistas!

Raúl Flores Martínez.

Una de las claves para lograr las exigencias de cualquier exigencia de las organizaciones sociales, es paralizar, ahorcar y desquiciar la Ciudad de México para presionar a las autoridades locales.

Ayer los transportistas de la Ciudad de México desquiciaron con marchas y cierres la capital del país por más de 12 horas y con la amenaza de desquiciar la ciudad el próximo 17 de septiembre, día de su informe de gobierno.

Ahora resulta que  los transportistas con amenazas de movilización y amenazas de ahorcar a la Ciudad de México, ganan una batalla ante Gobierno Capitalino.

Por qué lo transportistas no quieren instalar cámaras de seguridad dentro de sus unidades, algo que les exige la autoridad capitalina para inhibir los asaltos, quizá algunos de los conductores están coludidos con los delincuentes.

Son preguntas que deben de ser contestadas por los mismos concesionarios; lo que no cabe duda, es que nuevamente estos grupos han puesto de rodillas a Claudia Sheinbaum con sus movilizaciones y esa manía de no aplicar la ley.

Los transportistas, los seudoestudiantes de la UNAM, los reventadores de las marchas contra la violencia femenina; grupos que han hecho lo que quieren y dejan mal parada a la autoridad capitalina.

Cuántas veces más se tendrá que poner de cabeza a la Ciudad de México para que se aplique la ley, una ley que podría mejorar la convivencia entre los capitalinos.

No perdamos de vista a los transportistas, quienes ya están confiados en el incremento de 10 pesos al pasaje; mientras los funcionarios del gobierno central niegan este incremento.

La amenaza está latente: si no hay incremento en el pasaje, habrá movilizaciones y cierre de importantes vialidades cada mes, amenazas que las autoridades deberían ser desactivadas con la aplicación de la ley, pero las consienten e incentivar con su tibieza en la resolución de problemas.