Marcelo, Monreal y la importancia del “piso parejo”

Francisco Garfias

Francisco Garfias.

No es común tener juntos a Marcelo Ebrard y a Ricardo Monreal en rueda de prensa. Los dos son de Morena. Los dos aspiran a la presidencia de la República. Los dos saben que el dedo del presidente López Obrador apunta claramente hacia Claudia Sheinbaum.

Aunque el tema de la conferencia era el Acuerdo Bicentenario con Estados Unidos, que suple a la Iniciativa Mérida, la ocasión ofrecía una inmejorable oportunidad para preguntarles:

¿Qué harán en caso de que no haya “piso parejo” en el proceso interno para elegir al próximo candidato presidencial de Morena? 

El senador ya ha dicho públicamente que va a estar en la boleta en el 2024. Palabras que significan mucho. El canciller no se ha pronunciado al respecto.         

Luego de escuchar la pregunta, el senador Monreal, que conducía  la conferencia, anuncio que “abusaría de su cortesía” –fueron las palabras que usó– y la bateó hacia el canciller que quiso evadir: 

“Cuando sean los tiempos y lo momentos para eso lo diremos.  Hoy no ha sido objeto de esta reunión y yo creo que todavía, como ha dicho el senador Monreal, falta tiempo.

–¿Para ustedes, entonces, no es importante que haya piso parejo?— insistimos.

–Siempre, claro que sí. Eso es otra cosa.

–El senador Monreal ya ha dicho que estará en la boleta y por allí me aseguran que usted ha dicho que esta vez no va a declinar—reviramos.

–Nunca. Yo solamente decliné en el año dos mil, cuando Andrés era candidato a jefe de gobierno y el riesgo era que se perdiera la Ciudad frente a Acción Nacional en esos momentos. Pero no está en mi horizonte ese tema.

No dijeron más. Ni él, ni Monreal. Saque usted sus conclusiones.

***

No solo en México se sigue con lupa la Reforma Eléctrica. En el extranjero fue motivo de análisis y hasta de pronósticos sobre la posibilidad de que se apruebe en el Congreso de la Unión.

El Grupo Eurasia, que se dedica a detectar  riesgos políticos para inversionistas extranjeros, sacó ayer un reporte que calcula en 30 por ciento las posibilidades de que se apruebe.

Hace su estimación a partir de que se trata de una reforma constitucional, que requiere de una mayoría calificada (dos tercios de los presentes). Es decir, necesita votos de la oposición, en concreto del PRI, que se ha mantenido ambiguo frente a la propuesta.

Va textual lo que dice Eurasia, con presencia en cuatro continentes y matriz en Nueva York:

“Es poco probable que se apruebe. Han surgido divisiones dentro del PRI sobre i apoyar la Reforma Eléctrica de la administración López Obrador. 

“Varios legisladores priistas se han manifestado en contra de las declaraciones del presidente nacional de su partido, Alejandro Moreno, sobre su voluntad de analizar la propuesta. 

“Además, los legisladores del PRI en el Comité de Energía expresaron su escepticismo por la falta de compromiso de Morena para tener sesiones parlamentarias abiertas transparentes que incluyan a inversionistas privados”.

Morena necesita el apoyo de 56 legisladores de oposición para lograr el numero mágico de votos en San Lázaro: 334. El PRI tiene 70 diputados. Pero también requiere de 10 votos opositores en el Senado. El grupo priista tiene 13.

“La apuesta del presidente es dividir ese partido”, sintetiza Eurasia. 

Y toma nota de que tanto el presidente de la Comisión de Energía en San Lázaro, Manuel Rodríguez, como el líder de la mayoría del Senado, Ricardo Monreal, han sugerido apertura a la negociación

Pero AMLO se muestra inflexible en contra de cualquier cambio significativo y exige el apoyo del PRI sin concesiones importantes. 

***

A partir del reconocimiento de que se han equivocado en su estrategia electoral; su política de alianzas; y las resoluciones sobre las candidaturas, entre otras cosas, el PRD anunció ayer su relanzamiento, de cara al Congreso que celebrará en diciembre próximo que decidirá, en definitiva, si cambian de nombre.

Ante los dirigentes de las distintas expresiones del partido que encabeza Jesús Zambrano, fueron firmados 29 Compromiso por la Unidad y la Transformación Democrática de la agrupación política que abraza la ideología social-demócrata y quiere dar la pelea al “populismo autoritario”.

“La síntesis de lo que queremos es lograr el bienestar, pero sin cancelar libertades”, nos dijo Jesús Ortega, ex dirigente nacional del partido, fundador de la Corriente Nueva Izquierda.  “La rectoría del Estado no quiere decir estatismo”, puntualizó.    

En el ex convento San Hipólito, donde se celebró el evento, nos encontramos al empresario Claudio X. González, cliente asiduo de las críticas de AMLO; y al conocido publicista Carlos Alazraki, entre otros muchos invitados. 

FIN.

(Visitado 66 veces, 1 visitas de hoy)

Clima

CIUDAD DE MÉXICO

Hoy no circula

Tipo de cambio

Tipo de cambio: by CurrencyRate

Síguenos en nuestras redes

Lo último

Notas relacionadas