Periodismo en México, oficio de alto riesgo

Carlos Arturo Baños Lemoine / Ciudadano Cero

Carlos Arturo Baños Lemoine.

Por supuesto, no les quede la menor duda: me sumo a la protesta multitudinaria en contra de la violencia real, incluso mortal, que muchos periodistas sufren cotidianamente en este país llamado México.

No se trata sólo de los lamentables y muy recientes asesinatos de compañeros periodistas. Tampoco limito mi visión a las bajas que ya suma este putrefacto sexenio, porque, dicha sea la verdad, el juicio incómodo del periodismo crítico tiene tantos enemigos que éstos rebasan fronteras y sexenios.

Recordemos que, históricamente, pero sobre todo desde el siglo XIX, el periodismo auténtico es la daga que lastima la carne de todo poder abusivo, sea éste público o privado. El periodismo auténtico es incómodo por naturaleza, porque exhibe la podredumbre de gobiernos y de sociedades.

Por supuesto que repruebo todo acto de violencia contra compañeros periodistas en el ejercicio de sus funciones, sobre todo si esa violencia tiene su origen en el poder político. Por ello, me resulta repugnante la postura del dictador populista Andrés Manuel López Obrador, que sólo por pose demagógica defiende a la prensa crítica cuando todos sabemos que su egolatría psicópata no soporta la crítica. Él sólo quiere ser adorado y aplaudido.

Sólo veamos cómo López Obrador ha podrido, con su megalomanía, todos los medios públicos a su alcance y uno que otro medio privado que se ha prestado a su juego.

Pero, cuidado, mis amigos, no nos quedemos con esta idea cierta pero incompleta, porque los enemigos de la prensa crítica también se encuentran en los parlamentos, en los partidos políticos, en los mismísimos medios masivos de comunicación, en las universidades, en las ONGs, en las iglesias, en los sindicatos, etc.

No olvidemos, tampoco, que hay muchos “periodistas” que, en realidad, sólo son propagandistas y voceros de doctrinas aviesas y de nefastos de grupos de interés. Vean ustedes, por favor, cuántos “periodistas” y cuántas empresas mediáticas reproducen, día con día, las más sórdidas, dogmáticas y totalitarias ideologías, aspirando a crear unanimidades ficticias y falsas hegemonías.

Allí están los partidarios de “lo políticamente correcto”, allí están los amigos del “victimismo-chantajismo”, allí están los aliados de la “cultura de la cancelación”, siempre esperando la oportunidad para sacar provecho, incluso económico, mientras ejercen, con ayuda del mismo Estado, del mismísimo Estado, la censura y la represión contra las ideas críticas que ni siquiera se atreven a enfrentar.

Por la prensa crítica en México… ¡viva la libertad, carajo!

Facebook: Carlos Arturo Baños Lemoine

Twitter: @BanosLemoine

YouTube: Carlos Arturo Baños Lemoine

Instagram: banos.lemoine

https://banoslemoine.wordpress.com/

Esta videocolumna de análisis, crítica y opinión es de autoría exclusiva de Carlos Arturo Baños Lemoine. Se escribe y publica al amparo de los artículos 6º y 7º de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. Cualquier inconformidad canalícese a través de las autoridades jurisdiccionales correspondientes.

(Visitado 429 veces, 1 visitas de hoy)

Clima

CIUDAD DE MÉXICO

Hoy no circula

Tipo de cambio

Tipo de cambio USD: jue, 18 Ago.

Síguenos en nuestras redes

Lo último

Notas relacionadas