Delfina Gómez: un legado de desastre

Por. Rubén Cortés

Delfina Gómez deja una mácula imborrable en el registro histórico de su paso por el legendario despacho de José Vasconcelos: se perdió el aprendizaje de 25.4 millones de estudiantes de educación básica y 5.2 millones de media superior.

Toda una generación mexicana perdida y destinada a mano de obra barata, lo más seguro que de mojados en Estados Unidos. Con ese cartel llega Delfina Gómez como favorita para ser la próxima gobernadora del estado de México, tras ser secretaria de Educación.

Un retroceso de 10 años en la educación, según mediciones de la UNICEF, que lo achaca al cierre de escuelas por la pandemia y eso comprometió el acceso a la educación de los más pobres. Pero la causa del desastre no fue la pandemia: mentiras.

La causa fue que Delfina Gómez recortó 103 mil millones de pesos a programas educativos, y provocó que se perdiera el aprendizaje equivalente a dos años de escolaridad, y 628 mil niños y jóvenes dejaron de estudiar.

Se trata de mexicanos que están, hoy, entre los seis y los 17 años de edad, y que, de acuerdo con datos del Banco Mundial, su conocimiento llegará apenas al primer año de secundaria, sin leer con fluidez ni comprende textos.

Sólo con éstos números, Delfina Gómez incumplió con la promesa de campaña del presidente, quien en 2018 se comprometió:

“Vamos a fortalecer la educación pública gratuita y de calidad en todos los niveles escolares, bajo la premisa de que la educación no es un privilegio es un derecho del pueblo”.

Pero hay, más. Por ejemplo:

–Dejó en las zonas más pobres del país 89 mil escuelas sin drenaje, 39 mil 568 sin agua potable y 10 mil sin electricidad, de acuerdo con el Coneval.

–Dejó a cinco millones de estudiantes asistiendo a escuelas con fosas sépticas y que no tienen servicio de teléfono ni de fax, de acuerdo con el diario oficioso del gobierno, La Jornada.

–De 165 mil 540 planteles de educación pública y gratuita, un total de 141 mil 912, están en condiciones “malas” o “regulares”, pese a que atienden a más de 21 millones de alumnos, de acuerdo con La Jornada.

Además, como secretaria de Educación desapareció los programas educativos para infantes pobres, migrantes, indígenas y analfabetas, en especial las escuelas de tiempo completo, donde tenían su primer alimento del día 3.6 millones de niños desprotegidos.

Pero el perfil político de Delfina Gómez es perfecto para ser gobernadora. Exmaestra de primaria, tiene una licenciatura y dos maestrías; hija de albañil y se pagó sus estudios, mientras cuidaba a tres hijos. Tumben esa, a ver.

A su jefe no pudieron tumbarle que vivía con 200 pesos en la bolsa, eh.

(Visitado 199 veces, 1 visitas de hoy)

Clima

CIUDAD DE MÉXICO

Hoy no circula

Tipo de cambio

Tipo de cambio USD: mié, 1 Feb.

Síguenos en nuestras redes

Lo último

Notas relacionadas