La nueva jugada de Alito

Francisco Garfias

Francisco Garfias.

 Alito Moreno quiere impugnar la elección en el Estado de México, no para revertir la victoria de la maestra Delfina Gómez, sino para reducir la ventaja de la morenista de 8.3 puntos a cinco o seis.  Así lo planteó ayer el presidente nacional del PRI a aliados de la Alianza va por México, según fuentes de la coalición opositora. 

 No a todos en la Alianza les parece una buena idea impugnar una ventaja tan amplia.  “La coalición se vería mal”, reconocen.

 Los aliados del priista le pidieron esperar el cómputo final de la votación para tomar una decisión sobre si impugnan o no. Alrededor de 2 mil casillas están sujetas a revisión por alguna de las seis causales que son motivo de nulidad        

 Para el PRD, integrante de la Alianza va por México, es una jugada de alto riesgo. Sacó 2.97 por ciento de los votos computados. Le faltan tres centésimas para conservar el registro. 

 Los militantes del Sol Azteca le apuestan a los votos nulos para alcanzar al tres por ciento de la votación que necesitan para mantenerse como partido, en la entidad más poblada del país. 

 Pueden crecer hacia arriba con la impugnación que quiere Alito. Pero es un riesgo innecesario que no va a revertir el resultado y sí puede reducir el porcentaje de votos del partido más pequeño de la Alianza.    

 *** 

Interesante el balance de los resultados que publicó ayer Integralia, la consultora que encabeza el ex consejero presidente del IFE (hoy INE), Luis Carlos Ugalde.

 Proclama a Morena como el ganador político de la jornada del domingo. “Triunfó en la entidad más poblada del país y el bastión histórico del PRI”, subraya el reporte.

 De la coalición opositora dice que sufrió una derrota significativa en el Estado de México, aunque logró remontar una desventaja que al principio de la campaña era de 20 puntos. En Coahuila, su candidato ganó por un margen de 35.4 por ciento.

 El diagnóstico para la Alianza Va por México es para que Marko, Alito y Chucho revisen su estrategia rumbo al 2024. 

Dice Integralia:    

“La oposición carece de una visión alternativa que emocione a un electorado que confía poco en los partidos y no percibe motivación alguna para acudir a votar.”

 El reporte destaca que Morena y aliados gobernarán  en 23 entidades, dos terceras partes de la población del país. “Se gesta la tentación de un triunfo inminente en el 2024”, vaticina.

 El triunfo de Delfina, agrega, beneficia la candidatura presidencial de Claudia Sheinbaum, quien apoyó la campaña en el Estado de México y podría argumentar que la CDMX es recuperable, una vez que se ganó la entidad colindante.

 Hace también un reconocimiento al INE y a las Oples locales “por sus buenos resultados”,  y lanza una duro reproche a las casas encuestadoras.   

“No fueron confiables: sobrestimaron a la candidata de Morena en Edomex casi el doble de lo que ganó y en Coahuila subestimaron el margen del triunfo de la coalición encabezada por el PRI”, contrasta. 

 *** 

En Morena nos comentan que el anuncio de la renuncia de Marcelo Ebrard fue un “madruguete” del canciller al resto de las corcholatas.   

 Alegan que existía un acuerdo de esperar a que el Consejo Nacional de Morena, a celebrarse el próximo domingo, aprobara los requisitos para ser aspirante a la presidencia de la República, entre los que se encuentran las renuncias de los aspirantes a los cargos que ocupan.     

Interrogado al respecto, Ricardo Monreal dice que lo que hizo Marcelo fue una estrategia política que le resultó.  “Los otros tres habíamos acordado esa noche (el lunes) que esperaríamos al Consejo, incluyéndolo a él”, contó el senador-corcholata.

 Monreal, por cierto, anunció que dejará la coordinación de la bancada de Morena, la presidencia de la Jucopo, y su escaño en el Senado,  en el curso de la semana próxima. Alejandro Rojas lo suplirá. 

 Se habla de Eduardo Ramírez, monrealista, como su posible sucesor en la coordinación.  Pero también de César Cravioto, cabeza de los radicales de la bancada de Morena.  “Hay mas tiradores”, nos aseguran.

 Uno que ayer pidió licencia fue el senador del PVEM, Manuel Velasco, corcholata externa del Movimiento. Pero hay una bronca cantada:

 El suplente del Güero es el diputado del PRI, Eduardo Murat, ¿Dejará la bancada tricolor en San Lázaro para irse a la del Partido Verde y unirse a la mayoría oficialista? Es pregunta. 

 Para reemplazar a Marcelo en la Secretaría de Relaciones Exteriores—se va el lunes próximo-  se manejan cuatro nombres: Juan Ramón de la Fuente, embajador en la ONU; Esteban Moctezuma, embajador en Washington; Maximiliano Reyes, subsecretario para América Latina: y Héctor Vasconcelos, senador.  

Veremos. 

 FIN.

Número de vistas 166

Clima

CIUDAD DE MÉXICO

Hoy no circula

Tipo de cambio

Tipo de cambio USD: dom, 21 Jul.

Lo último

Notas relacionadas