“Soy una mujer de diálogo: llegaré a generar grandes acuerdos”, afirma Caty Monreal (MORENA-PT-PVEM)

Carlos Baños, Editor en Jefe de "El Arsenal", y Caty Monreal, candidata a Alcaldesa de Cuauhtémoc

Ciudad de México.- La Alcaldía Cuauhtémoc es el centro simbólico de la Ciudad de México. Es el emblema, por antonomasia, de la gran urbe tenochca, aunque sólo contenga 33 colonias (muchas de ellas de pequeño tamaño).

La Cuauhtémoc alberga modernas construcciones de gran esplendor económico y de alta plusvalía lo mismo que longevas colonias populares que se pierden en la historia. En ella conviven restaurantes de lujo para “paladares selectos” al lado de fondas y loncherías que satisfacen el apetito barrial. La construcciones virreinales se nos muestran majestuosas al lado de impactantes edificios inteligentes para “condóminos cosmopolitas” y de añejas vecindades. ¡Vaya contrastes!

Además, la Cuauhtémoc, y específicamente su ómbligo, es el escenario de grandes conciertos gratuitos que deleitan al público en general no menos que de recurrentes manifestaciones de inconformidad que inquietan a las autoridades públicas de toda índole.

No es cualquier alcaldía, pues: es la Alcaldía Cuauhtémoc. Por eso, la contienda electoral del próximo 02 de junio guarda especial significado: quien gobierna la Cuauhtémoc gobierna buena parte del corazón de México.

En este tenor, el pasado lunes 22 de abril tuvimos la grata oportunidad de entrevistar en exclusiva a Caty Monreal, candidata a ocupar la titularidad de esa alcaldía por parte de la coalición MORENA-PT-PVEM y quien, hoy por hoy, encabeza casi todas las encuestas electorales. Para el resto de la campaña, Caty Monreal sólo tendría que mantener la ventaja que ya la favorece.

Sencilla, afable y de sonrisa espontánea, Caty Monreal es una “mujer moderna” en toda la extensión del concepto: no renuncia a los goces del hogar firme y estable, especialmente al goce de la maternidad, pero tampoco renuncia a la satisfacción de la mujer que, trascendiendo el espacio familiar, se desempeña como emprendedora, como trabajadora, como activista, como política, como ciudadana.

Caty se reconoce como madre cuidadora y proveedora, preocupada por el nido familiar; pero también se concibe como empresaria y activista social; pero también se mira como representante popular y como líder vecinal.

Con mucho trabajo territorial de por medio, Caty Monreal pretende gobernar la Alcaldía Cuauhtémoc entre 2024 y 2027, al menos. Quizá hasta pueda repetir el cargo y aspirar a la Jefatura de Gobierno para el 2030.

Hablamos de tres temas, sólo de tres: reactivación económica, gentrificación y presencia de migrantes.

De entrada, Caty Monreal marca claramente su distancia frente a Sandra Cuevas, la anterior alcaldesa, quien terminó su gestión con una motosierra en mano para fastidiar a los empresarios locales, confundiendo el cumplimiento de la ley con el despotismo gubernamental.

Caty llegará a generar consensos porque, afirma ella, es una mujer de diálogo. Comprende las preocupaciones de todas las personas que arriesgan su capital para generar riqueza y empleos. Le ofrece al electorado emprendedor una “alcaldía amiga” que ayude a resolver problemas, no a generarlos. Se trata de facilitar las inversiones, no de dificultarlas. Con ella, los empresarios locales podrán respirar profundo y con tranquilidad: habrá mucha concertación, mucho diálogo. Es lo que afirma Caty.

Por otra parte, preocupa a muchos vecindarios el avance de la gentrificación. Tienen miedo de que la inversión inmobiliaria de gran calado desplace y desaparezca a los barrios populares, a las vecindades, a las colonias tradicionales. No pasará esto, nos dice Caty Monreal: no se rechazará la inversión legal y legítima, pero se impedirá que ésta socave las bases convivenciales más profundas de la Cuauhtémoc. Habrá sana armonización de la tradición con la modernidad.

Finalmente, y con respecto a la presencia de núcleos de migrantes en la Cuauhtémoc, Caty Monreal nos pone en claro que trabajará de la mano con todas las instituciones federales y locales para que los migrantes sean atendidos y canalizados conforme a Derecho, con respecto a su dignidad humana. Y esto con con el objetivo de que todos los vecinos de la Cuauhtémoc gocen de un ambiente de salubridad y de seguridad pública. La atención a los migrantes debe compaginarse con la calidad de vida de todos los habitantes de la Cuauhtémoc.

Y nos queda claro que, para lograr todo esto, ciertamente Caty Monreal deberá demostrar su capacidad de diálogo y de negociación. Afirma, sin ambages, que está preparada para ello, y eso esperamos ante las muchas encuestas que ya la presentan como la próxima Alcaldesa de la Cuauhtémoc.

Aquí les dejamos la entrevista a Caty Monreal.

Texto y video de Carlos Arturo Baños Lemoine / Editor en Jefe de El Arsenal. Diario Digital

Número de vistas 192

Clima

CIUDAD DE MÉXICO

Hoy no circula

Tipo de cambio

Tipo de cambio USD: jue, 18 Jul.

Lo último

Notas relacionadas

Trump viene con todo y con todos

FacebookTweetPrint Héctor Moctezuma de León. En los Estados Unidos y en México son muy pocos los que piensan que Donald Trump podría perder las elecciones