Un Secretario de Gobernación “de facto”

0
473

Francisco Garfias.

Se esfuma la posibilidad de la presentación de la Reforma de Procuración de Justicia. Las filtraciones del documento, ciertas o no, terminó por ahuyentar la posibilidad de presentación formal el pasado primero de febrero, como se había anunciado.

“No hay fecha, ni ánimo del Ejecutivo para presentarlas. El Senado tendrá que esperar sentado”, nos dice una fuente autorizada

Y agrega: “A esa Reforma la mató la imprudencia de la filtración. Querían acelerar el proceso. Obtuvieron lo contrario. Aparentemente, ni el Presidente estaba enterado”.

Es verdad que la citada reforma contenía excesos como admitir pruebas obtenidas por métodos ilegales –tortura, llamadas telefónicas sin autorización de un juez–; proponía la utilización indiscriminada del arraigo.

Promovía la constitución de un Tribunal para juzgar jueces y magistrados involucrados en actos de corrupción; un Código Penal Único, modificaba la Ley de Amparo…

Difícilmente se habría aprobado tal como se filtró. Los senadores le habrían hecho modificaciones de fondo para no dar al traste con los avances del nuevo Sistema Penal Acusatorio.

La Reforma al Poder Judicial, por el contrario, tendrá un final mejor. No hubo filtraciones. Se redujo a tres personas.

¿Quiénes? Arturo Zaldívar, presidente de la SCJN; Julio Scherer, Consejero Jurídico de la Presidencia: y Ricardo Monreal, Presidente de la Junta de Coordinación Política en el Senado.

* * *

En la presentación de la Reforma al Poder Judicial, a la que asistieron los ministros de la Corte, más de 40 Senadores, Consejeros de la Judicatura y el Consejero Jurídico de Presidencia, Julio Scherer, no estuvo presente la Secretaría de Gobernación, Olga Sánchez Cordero.

¿Y eso qué tiene? La titular de la Segob es, por Ley, responsable de la relaciones entre poderes. Doña Olga, sin embargo, es una figura decorativa, para algunos incluso innecesaria.

En los hechos está siendo desplazada por Scherer, cuya función, como su nombre lo indica, es ser asesor del Presidente en temas jurídicos.

Formalmente no está en sus facultades conducir las relaciones con otros poderes, pero es el secretario de Gobernación de facto. Es el que pronunció el discurso en la citada presentación de la reforma.

* * *

El pleito entre Alejandro Gertz Manero y Santiago Nieto llegó hasta la judicialización.

Sabemos que el Fiscal General denunció penalmente al titular de la Unidad de Inteligencia Financiera de la SHCP. Lo acusa de no respetar el principio del “debido proceso”.

Nos dicen que Scherer ya medió entre ellos. Sirvió de puente. Ya hay una especie de tensa calma entre los dos. Pero nos aseguran que la denuncia no ha sido retirada.

* * *

El primer mandatario no logró juntar los 2 mil millones de pesos que se fijó como meta en la “cooperacha” de empresarios “con dimensión social” que fueron invitados a lo que Bosco de la Vega, presidente del Consejo Nacional Agropecuario, llamó “la cena más cara de mi vida”.

AMLO pretendía que cada uno de por lo menos 100 empresarios compraran, cada uno, 20 millones de pesos en cachitos para “la rifa del avión presidencial que no se rifa”.

De acuerdo con lo que dijo en la mañanera, sólo 75 empresarios –de los aproximadamente 170 que asistieron— se dejaron sablear. No podrán deducirlos de impuestos.

Reunió 1,500 millones de pesos –que no es poquito—pero espera que los que no pudieron llegar a Palacio, por compromisos contraídos con anterioridad, se cooperen después para juntar, por lo menos, 500 millones más.

No son pocos los convencidos de que López Obrador hizo “una invitación a fuerza” a los empresarios a participar en “una rifa de un avión que no se va a rifar”.

Uno de ellos es el empresario y senador del PAN, Mauricio Kuri. Está convencido que la relación entre AMLO y los empresarios es hipócrita.

“Quisiera que el presidente los invitara, pero a dar más certidumbre, a hacer empresa. La única forma de bajar la pobreza es la empresa”, puntualizó el legislador.

FIN