Otro escándalo del PT en Oaxaca, sobre cofre de camioneta mujer le reclama a Lenin López Nelio

Oaxaca.- Nuevamente el suplente del candidato a la diputación federal del Partido del Trabajo (PT), del distrito 8 con sede en la Ciudad de Oaxaca, Benjamín Robles Montoya se vio envuelto en un escándalo. Esta mañana, protagonizó un hecho donde una joven mujer le hizo reclamos sobre el cofre de su lujosa camioneta.

El incidente se dio en la zona norte de la capital oaxaqueña, hasta donde llegaron elementos de la policía municipal al ser enterados del escándalo que protagonizaba una mujer sobre el cofre de una unidad de motor en cuyo interior viajaba como copiloto el político.

La joven mujer, al parecer le reclamaba a López Nelio alguna promesa que le habría hecho con anterioridad pues no le importó que pudiera salir lesionada si la camioneta hubiera iniciado su marcha.

Para el joven político, este tipo de incidentes ya le es familiar, pues un hecho similar vivió en 2007 cuando fue aspirante a la alcaldía capitalina por el Partido de la Revolución Democrática (PRD). Durante un acto de campaña su ex pareja llegó a un conocido hotel y tundió a golpes a la entonces dirigente nacional de mujeres del PRD, con quien supuestamente López Nelio tenía un amorío.

De igual manera, en días pasados el ahora petista fue exhibido en un audio escándalo donde se escucha dar instrucciones a una persona “para dar tiros de precisión esta vez”, para llevar a cabo actos de proselitismo utilizando el padrón de programas sociales como Adultos Mayores y Jóvenes Construyendo el Futuro en beneficio del Partido del Trabajo y de Morena en Oaxaca.

Redacción ADNsureste.info

(Visitado 113 veces, 1 visitas de hoy)

Clima

CIUDAD DE MÉXICO

Hoy no circula

Tipo de cambio

Tipo de cambio USD: lun, 15 Ago.

Síguenos en nuestras redes

Lo último

Notas relacionadas

Tres autopsias y nada…

Por. Patricia Betaza La primera autopsia reveló que Debanhi Escobar murió por un golpe en la cabeza al caer en la cisterna de un motel.

Las claves secretas del arte

Por. Miguel Ángel Sánchez de Armas Pasamos por alto que el arte tiene una función comunicadora. Cierto que la estética habla con un lenguaje propio